Compartir en

Compartir en

18-03-2016

Impacto del Mountain Bike en el medio ambiente

El impacto medioambiental producido por el ciclismo de montaña, se ha convertido últimamente en un tema recurrente y muy controvertido, sobre todo en reuniones entre promotores de turismo, ecologistas, administradores de fincas y sus abogados por supuesto. Desafortunadamente, la falta de entendimiento y los estereotipos que siguen a deportes como el nuestro no juegan a nuestro favor y unido a la falta de información se toman decisiones incorrectas respecto a la prohibición de los accesos a determinados caminos. Las opiniones respecto al ciclismo de montaña son muy variadas y diversas… ¿Pero cual es el impacto real?

Sin meternos en profundidad en el tema, el impacto sobre los caminos se centra básicamente en la erosión del suelo y los posibles daños provocados sobre la vegetación. Evidentemente todos dejamos un mínimo rastro y por muy pequeño que sea, provocamos un pequeño impacto medioambiental, pero también es cierto que en la mayoría de los casos ese impacto es menor  y menos importante, que si lo comparamos con las ventajas que aporta a dichos usuarios la posibilidad de practicar ejercicio al aire libre y entrar en contacto con la naturaleza. 

Existen estudios que revelan el mínimo impacto que el ciclismo de montaña tiene sobre el medio ambiente,  asemejándolo al de un excursionista y muy inferior al producido por una persona a caballo.

Cabe decir que los ciclistas de montaña y senderistas afectan de manera diferente. Mientras los excursionistas tienden a utilizar (e incluso abrir) caminos con el fin de  acortar la distancia y evitar pasos difíciles,  los ciclistas utilizan senderos que ya existen pero dejan mas huella a causa de las bicis y los derrapes, pero por suerte, ese daño puede ser mitigado con el diseño y mantenimiento apropiado, utilizando la señalización y técnicas empleadas por la Asociación de Ciclismo de Montaña Internacional (IMBA).

Otra preocupación de los ecologistas son los daños a la fauna. Cada especie es única de manera que es muy difícil aportar pruebas sobre los efectos negativos producidos por un tipo de usuario u otro. Dependerá mas del número de usuarios, el ruido, la velocidad o el tiempo que permanezcamos en dicho lugar, para afectar o no a una especie determinada. Por lo tanto, no sería correcto generalizar y habría que estudiar cada caso por separado.

No hay datos científicos que indiquen que la práctica del ciclismo de montaña tenga mayor  impacto sobre la fauna y vida salvaje que el senderismo y resto de actividades.

En resumen… No hay ninguna duda de que el ciclismo de montaña no afecta a los recursos naturales en mayor grado que otro tipo de actividades. Partiendo de ahí, deberíamos esforzarnos de manera individual en reducir al mínimo el impacto que ocasionamos, aplicando las técnicas apropiadas y haciendo un buen uso de los senderos, porque solo si somos respetuosos con nuestras montañas podremos seguir disfrutando del Mountain Bike.

Texto de Chris Bernhardt
Puedes ver el artículo original AQUÍ

que impacto medio ambiental tiene el mountain bike
impacto medio ambiental del ciclismo de montaña

Comentarios

Imagen de finlei

Ese es el problema, la falta de respeto hacia todo.
Lamentablemente el ciclista es el mas transgresor de todas las normas.
Si no hay camino lo abrimos, cuando queremos vamos por la acera, los prohibidos no existen, los semáforos tampoco y el carril bici es un circuito de carreras.
Es lamentable pero es así, lo veo todos los días.

Google+ Todobicis.net - Bicicletas segunda mano
© ® Copyright 25 todobicis.net - Aviso Legal y Politica de Privacidad